Close

La UIPA en la Feria del Libro de Madrid

La literatura opresiva del Gobierno colombiano carece de adjetivos, es monotemática, simplista hasta el hartazgo y es totalmente incapaz de innovar, de seducir, de proponer nuevos horizontes diferentes al de la guerra.

UIPA. Imagen para EL COMEJÉN

UIPA. Imagen para EL COMEJÉN

Por Sico Pérez

El estallido social que ha experimentado Colombia en los últimos meses ha pillado con la pierna cambiada al establishment colombiano. Duque, que ha demostrado ser igual de obtuso y sanguinario que su mentor, se debate entre continuar con la política de mano dura a riesgo de seguir oscureciendo su imagen o jugar al viejo juego del lavado de cara. 

Es precisamente esta segunda opción la que la Feria del Libro de Madrid le ha puesto en bandeja de plata. El tirano viene en septiembre a la inauguración de la feria, en la que Colombia es el país invitado, para homenajear a autores tan poco afines a su accionar e ideario como Manuel Zapata Olivella, quien nos exhortaba a desconfiar de la literatura de los opresores si en verdad queremos ser libres. 

La literatura opresiva del Gobierno colombiano carece de adjetivos, es monotemática, simplista hasta el hartazgo y es totalmente incapaz de innovar, de seducir, de proponer nuevos horizontes diferentes al de la guerra. Sin embargo, este señor viene a hablar de un paraíso diverso y vital en donde todo es naranja, todo el mundo es feliz y todas las vidas se respetan, en definitiva, viene a lavar su cara de nariz enorme.

Por tal motivo, UIPA (Unidad Insurrecta para Acción-Arte) da un paso al frente, dando a conocer a la comunidad internacional su manifiesto, sus letras y su discurso, proponiendo una serie de performances para que el lavado de cara de esa Colombia perversa y letal no sea pan comido. 

La UIPA es un colectivo en constante formación de la diáspora colombiana en Europa, que nace en el contexto de las manifestaciones sociales recientes y que pretende dar visibilidad en el extranjero a la dura realidad que vive el país. Su propósito es relatar desde las perspectivas insurgentes, marginales, de las víctimas y no del victimario, como usualmente ha hecho la institucionalidad, negando la vulneración constante de los derechos humanos del pueblo y los activistas sociales. 

UIPA también se propone construir un relato diferente al hegemónico, un relato construido en comunidad que sea amplificado por diversos lenguajes artísticos que aúnen esfuerzos para que los que no tiene voz puedan gritar, cantar, susurrar y maldecir. 

Siendo conscientes del ninguneo que los grandes medios (en este caso, españoles) han tenido con los acontecimientos vividos en Colombia durante los últimos meses, uno de los objetivos principales de UIPA es dar visibilidad a las demandas de los manifestantes y servir de altavoz para que su crítica sea escuchada fuera de las fronteras colombianas, conectando con la sociedad civil extranjera y con toda la colombianidad migrante y exiliada. 

UIPA pretende lograr esto seduciendo mediante el lenguaje artístico, realizando intervenciones, performances y acciones directas que cautiven y conmuevan a una comunidad numerosa y fuerte pero también muy pasiva, desencantada y en muchos casos despolitizada. Sí es cierto que las manifestaciones en España (principal destino de la migración colombiana en Europa) han sido numerosas, no lo es menos que aún queda una comunidad muy grande a la cual no se ha sabido llegar y movilizar. Y es este uno de los grandes retos que tiene UIPA con las acciones venideras. 

Es clave destacar, que este colectivo de artistas colombianos residentes en Europa ha venido ya interviniendo espacios públicos en ciudades como Barcelona y Madrid con la creencia ciega en el potencial trasformador del arte y el interés de alterar los imaginarios, de sacudir las conciencias, de ponerlas en consonancia con la rabia, la berraquera, las ganas de cambio y la solidaridad que muestran los manifestantes. 

Estas intervenciones han tenido una convocatoria exitosa y lo que UIPA ha podido entrever es que el colombiano que vive fuera es sensible a la macabra realidad que se vive en el país, por lo tanto, es menester tejer una poderosa red que replique estas acciones directas allí donde haya una colombiana resistiendo. La idea de UIPA es que las acciones se repliquen en todo el territorio europeo, por esto tiene abierto un formulario de inscripción para que artistas de todas las disciplinas, sea cual sea el lugar en el que residan, se unan, aporten su tesón, ideas y esperanza, y estén al tanto de las próximas intervenciones.

En estos momentos, la performance más urgente es una iniciativa que un grupo de estudiantes universitarios de Bogotá realizarán en homenaje a los 6402 jóvenes asesinados extrajudicialmente por el Ejército colombiano, este próximo 30 de agosto, Día Internacional de las Víctimas de Desaparición Forzada. La performance será replicada en numerosas ciudades de todo el mundo, y en Madrid se hará el domingo 29 de agosto en el Parque el Retiro gracias al impulso de Mesa poética por la Paz y UIPA, que ya empieza a dar muestras de su capacidad para tejer redes y crear alianzas. La participación es libre y voluntaria, basta tan sólo inscribirse para que se le envíen los datos al interesado o interesada. 

Después de esto vienen las acciones que se realizarán en el marco de la Feria del Libro de Madrid, en donde la fiesta será darle una calurosa y literaria bienvenida al señor Duque y sus acólitos de la incultura. Es por esto, que septiembre se presenta como un mes de vital importancia para la consolidación de las intenciones de UIPA y para su presentación oficial en sociedad. 

Aquí puedes leer el manifiesto de UIPA

Si quieres participar en la performance del próximo 29 de agosto en Madrid, aquí tienes el enlace de inscripción.

Estén atentas y resistan.  

Escritor colombiano afincado en Madrid, España.

3 Comentarios
scroll to top